Més que Surf, ¿de dónde surge?

Adrián Esteve – Impulsor Més Que Surf

El proyecto Més que Surf empezó a raíz de una idea que tuve hace 6 años. En aquel entonces trabajaba como monitor de la escuela de surf y skate Sitges Surf Club para un grupo de niños con diferentes problemáticas leves. En esa época era estudiante de psicología, y veía que los niños que llevaba, además de aprender a hacer surf, se relacionaban, existía una importante cohesión de grupo, y hablábamos con naturalidad sobre sus diferentes dificultades y conflictos personales.

Más tarde, una vez terminada la carrera, hice un máster en Psicología Infantil y un Postgrado en Autismo. En 2015 empecé a trabajar en EPSI Garraf, un centro psicológico donde estuve llevando grupos de habilidades sociales, y fue entonces cuando sentí la necesidad de intervenir más allá del ambiente estrictamente clínico.

De esta manera se me ocurrió unir mis dos pasiones: el surf y la psicología, ya que me di cuenta de que el surf podía llegar a ser algo más que un mero deporte. Empecé a investigar sobre este ámbito y descubrí SURF 4DEM, una asociación puertorriqueña que realizaba cursos de surf terapéuticos para niños con TEA (Trastorno del Espectro Autista). Así que decidí coger un vuelo a Puerto Rico para ver cómo funcionaba el programa de surf simplificado del Dr. Giovanni Martinez, director de SURF 4 DEM.

¡Lo que vi en la playa de Isabela me fascinó! Un programa gratuito donde los padres me comentaban grandes avances y un ambiente de generosidad y profesionalidad en las terapias que rápidamente me llamó la atención. Toda la energía que se desprendía de la actividad y las mejorías de las que hablaban los padres y monitores, me animaron a crear mi propio proyecto de surf terapéutico.

Desde la experiencia propia en ambos ámbitos (surf y autismo), propuse la idea a los dos lugares donde trabajaba: escuela Sitges Surf Club y el centro psicológico y logopédico EPSI GARRAF. Ambos apostaron por ayudarme en tirar hacia delante estas terapias, y así empezamos una prueba piloto en abril de 2016, de la que acabamos haciendo un balance muy positivo.

Así pues, decidimos continuar este año dándole solidez al proyecto, constituyendo Més que Surf como asociación sin ánimo de lucro este marzo de 2017. A día de hoy, estoy muy feliz con el programa y los resultados que está dando. Me entusiasma que hayan tantos monitores formados que quieran participar cada domingo y antepongan este trabajo altruista a otras actividades de ocio.

Una de las cosas que he tenido claras desde el principio es la voluntad de que este programa sea gratuito para todos. Lógicamente, esto acarrea ciertas dificultades, pero también te das cuenta que hay mucha gente dispuesta a ayudar de forma solidaria para que el proyecto siga adelante.

Hago esto porque me llena, porque veo a diario como los padres luchan por sus hijos y se desviven por ellos. Esto es, en parte, un cierto homenaje a todos ellos. Me gustaría que este programa se expandiera a otros lugares y brindando esta terapia a todo aquel que los necesite. Además, me gustaría trasladar el mensaje de que debemos ayudarnos entre todos, que hay gente buena en este mundo, que piensa más allá de la empresa, capaz de comprometerse a proyectos como Més que Surf.

Por último, me gustaría recalcar que uno no se convierte en profesional cuando cobra, sino cuando hace bien su trabajo y está formado, y nosotros, los voluntarios, somos profesionales con la diferencia de que no cobramos.

Adrián Esteve

Impulsor Més que Surf


 

El proyecto Més que Surf empezó a raíz de una idea que tuve hace 6 años. En aquel entonces trabajaba como monitor de la escuela de surf y skate Sitges Surf Club para un grupo de niños con diferentes problemáticas leves. En esa época era estudiante de psicología, y veía que los niños que llevaba, además de aprender a hacer surf, se relacionaban, existía una importante cohesión de grupo, y hablábamos con naturalidad sobre sus diferentes dificultades y conflictos personales.

Más tarde, una vez terminada la carrera, hice un máster en Psicología Infantil y un Postgrado en Autismo. En 2015 empecé a trabajar en EPSI Garraf, un centro psicológico donde estuve llevando grupos de habilidades sociales, y fue entonces cuando sentí la necesidad de intervenir más allá del ambiente estrictamente clínico.

De esta manera se me ocurrió unir mis dos pasiones: el surf y la psicología, ya que me di cuenta de que el surf podía llegar a ser algo más que un mero deporte. Empecé a investigar sobre este ámbito y descubrí SURF 4DEM, una asociación puertorriqueña que realizaba cursos de surf terapéuticos para niños con TEA (Trastorno del Espectro Autista). Así que decidí coger un vuelo a Puerto Rico para ver cómo funcionaba el programa de surf simplificado del Dr. Giovanni Martinez, director de SURF 4 DEM.

¡Lo que vi en la playa de Isabela me fascinó! Un programa gratuito donde los padres me comentaban grandes avances y un ambiente de generosidad y profesionalidad en las terapias que rápidamente me llamó la atención. Toda la energía que se desprendía de la actividad y las mejorías de las que hablaban los padres y monitores, me animaron a crear mi propio proyecto de surf terapéutico.

Desde la experiencia propia en ambos ámbitos (surf y autismo), propuse la idea a los dos lugares donde trabajaba: escuela Sitges Surf Club y el centro psicológico y logopédico EPSI GARRAF. Ambos apostaron por ayudarme en tirar hacia delante estas terapias, y así empezamos una prueba piloto en abril de 2016, de la que acabamos haciendo un balance muy positivo.

Así pues, decidimos continuar este año dándole solidez al proyecto, constituyendo Més que Surf como asociación sin ánimo de lucro este marzo de 2017. A día de hoy, estoy muy feliz con el programa y los resultados que está dando. Me entusiasma que hayan tantos monitores formados que quieran participar cada domingo y antepongan este trabajo altruista a otras actividades de ocio.

Una de las cosas que he tenido claras desde el principio es la voluntad de que este programa sea gratuito para todos. Lógicamente, esto acarrea ciertas dificultades, pero también te das cuenta que hay mucha gente dispuesta a ayudar de forma solidaria para que el proyecto siga adelante.

Hago esto porque me llena, porque veo a diario como los padres luchan por sus hijos y se desviven por ellos. Esto es, en parte, un cierto homenaje a todos ellos. Me gustaría que este programa se expandiera a otros lugares y brindando esta terapia a todo aquel que los necesite. Además, me gustaría trasladar el mensaje de que debemos ayudarnos entre todos, que hay gente buena en este mundo, que piensa más allá de la empresa, capaz de comprometerse a proyectos como Més que Surf.

Por último, me gustaría recalcar que uno no se convierte en profesional cuando cobra, sino cuando hace bien su trabajo y está formado, y nosotros, los voluntarios, somos profesionales con la diferencia de que no cobramos.

Adrián Esteve

Impulsor Més que Surf

 [:ca]El projecte Més que Surf va començar arran d’una idea que vaig tenir fa 6 anys. Per aquell temps treballava com a monitor de l’escola de surf i skate Sitges Surf Club per a un grup de nens amb diferents problemàtiques lleus. En aquesta època era estudiant de psicologia, i veia que els nens que portava, a més d’aprendre a fer surf, es relacionaven, existia una important cohesió de grup, i parlàvem amb naturalitat sobre les seves diferents dificultats i conflictes personals.

Més tard, un cop vaig acabar la carrera, vaig fer un màster en Psicologia Infantil i un Postgrau en Autisme. El 2015 vaig començar a treballar a EPSI Garraf, un centre psicològic on vaig estar portant grups d’habilitats socials, i va ser llavors quan vaig sentir la necessitat d’intervenir més enllà de l’ambient estrictament clínic.

D’aquesta manera se’m va ocórrer unir les meves dues passions: el surf i la psicologia, ja que em vaig adonar que el surf podia arribar a ser més que un simple esport. Vaig començar a investigar sobre aquest àmbit i vaig descobrir SURF 4DEM, una associació porto-riquenya que realitzava cursos de surf terapèutics per a nens amb TEA (Trastorn de l’Espectre Autista). Així que vaig decidir agafar un vol a Puerto Rico per veure com funcionava el programa de surf simplificat del Dr. Giovanni Martinez, director de SURF 4 DEM.

El que vaig veure a la platja d’Isabela em va fascinar! Un programa gratuït on els pares em comentaven grans avanços i un ambient de generositat i professionalitat en les teràpies que ràpidament em va cridar l’atenció. Tota l’energia que es desprenia de l’activitat i les millores de les quals parlaven els pares i monitors, em van animar a crear el meu propi projecte de surf terapèutic.

Des de l’experiència pròpia en tots dos àmbits (surf i autisme), vaig proposar la idea als dos llocs on treballava: escola Sitges Surf Club i el centre psicològic i logopèdic EPSI GARRAF. Tots dos van apostar per ajudar-me a tirar cap endavant aquestes teràpies, i així vam començar una prova pilot a l’abril de 2016, de la qual vam fer un balanç molt positiu.

Així doncs, vam decidir continuar aquest any donant-li solidesa al projecte, constituint Més que Surf com a associació sense ànim de lucre aquest març de 2017. A dia d’avui, estic molt feliç amb el programa i els resultats que està donant. M’entusiasma que hagin tants monitors formats que vulguin participar cada diumenge i anteposin aquest treball altruista a altres activitats d’oci.

Una de les coses que he tingut clares des del principi és la voluntat que aquest programa sigui gratuït per a tots. Lògicament, això implica certes dificultats, però també t’adones que hi ha molta gent disposada a ajudar de forma solidària perquè el projecte segueixi avançant.

Faig això perquè m’omple, perquè veig diàriament com els pares lluiten pels seus fills i es desviuen per ells. Això és, en part, un cert homenatge a tots ells. M’agradaria que aquest programa s’expandís a altres llocs, oferint aquesta teràpia a tot aquell que ho necessiti. A més, m’agradaria traslladar el missatge que hem d’ajudar-nos entre tots, que hi ha gent bona en aquest món, que pensa més enllà de l’empresa, capaç de comprometre’s a projectes com Més que Surf.

Finalment, m’agradaria recalcar que un no es converteix en professional quan cobra, sinó quan fa bé el seu treball i està format, i nosaltres, els voluntaris, som professionals amb la diferència que no cobrem.

Adrián Esteve

Impulsor Més que Surf

[:]